9 Razas de Perros de Canadá

9 Razas de Perros de Canadá

La guía de todos los perros de Canadá

Razas de Perros Autóctonos de Canadá. Los perros canadienses fueron mantenidos originalmente por los pueblos indígenas y criados para labores y trabajos específicos. Por lo tanto, si está buscando un perro para su hogar, es posible que desee considerar su función original y cómo se relacionará con su necesidad actual.

Las razas de perros canadienses poseen cualidades deseables que han mantenido sus líneas de sangre activas hasta la fecha. Aun así, también existen algunas deficiencias que debe conocer antes de decidirse por un perro en particular. Cada una de estas razas tiene necesidades, puntos fuertes y puntos débiles diferentes.

En este artículo, repasaremos varias razas de perros de Canadá, examinando sus rasgos y la historia de sus orígenes. Los perros canadienses tienen más cosas de las que cree. Siga leyendo para saber más sobre estos singulares animales caninos.

Ver: 15 magníficos perros españoles

Todas las razas de perros de Canadá

La lista de todas las razas canadienses no es especialmente larga. Y si tenemos en cuenta las razas que aún existen, la lista se reduce aún más. Aun así, hay un montón de razas de perro reconocibles que probablemente no sabía que eran originarias del país del jarabe de arce y el hockey.

Entre las razas caninas canadienses se encuentran el Labrador Retriever, el Terranova, el perro esquimal canadiense, el Nova Scotia Duck Tolling, el Labrador Husky, el Landseer y el Seppala Siberian Sleddog. Sin embargo, el perro oso de Tahltan y el perro indio de Hare son razas canadienses que se han extinguido.

1. Labrador Retriever Labrador Retriever

Características principales: Activo, amistoso e inteligente

Los Labradores Retriever son inteligentes porque tienen una gran inteligencia de trabajo, de obediencia, de adaptación y de instinto.

A pesar de su nombre, esta raza no procede de la provincia del Labrador, sino de Terranova. El labrador se empleaba como perro de aguas para recuperar patos y peces para los pescadores. Como tal, su pelaje está bien adaptado para este trabajo, ya que repele el agua mientras que sus patas palmeadas ayudan a nadar.

A principios del siglo XIX, algunos nobles ingleses vieron a los labradores y los llevaron a su país. Los llamaron «perros labradores» y el nombre pareció quedarse. Los granjeros y cazadores de Estados Unidos también adoptaron esta raza, y el American Kennel Club (AKC) la reconoció en 1917.

No hace falta decir que los Labradores Retriever son una de las razas más conocidas del mundo actual. En Estados Unidos, son la raza más popular. Esto los convierte en la raza canina canadiense más famosa que llega al resto del mundo, y probablemente con mucha diferencia.

DATOS INTERESANTES

Los Labradores Retriever han sido la raza favorita de Estados Unidos desde que encabezaron el registro del AKC en 1991 hasta la fecha.

En Inglaterra, se exige que un labrador tenga un certificado de trabajo para que tenga posibilidades de convertirse en un campeón de exhibición de banco.

Muchos otros retrievers se cruzaron con los labradores pero, afortunadamente, las características del labrador predominaron. Finalmente, los entusiastas redactaron una ley contra el mestizaje.

Temperamento del Labrador Retriever

El Labrador tiene fama de ser amable y cariñoso con las personas y otros perros. Después de todo, son el perro familiar número 1 en Estados Unidos. En un entorno familiar, los labradores establecen un buen vínculo con los adultos, los niños y otras mascotas. Siempre están dispuestos a complacer y también son amantes de la diversión.

Los Labradores Retriever son muy enérgicos y atléticos, por lo que requieren muchas sesiones de ejercicio como la natación, los paseos vigorosos o el juego de la búsqueda. Hay que mantener a esta raza ocupada física y mentalmente para evitar que se aburra.

Debido a su alto nivel de inteligencia (ocupan el puesto número 7 en el libro The Intelligence of Dogs de Stanley Coren) y a su naturaleza adaptable, el labrador puede ser entrenado para llevar a cabo una gran variedad de tareas, incluyendo la caza, el trabajo de terapia, el rastreo, la detección entre otras.

2. Terranova Terranova

Destaca: Paciente, leal y noble

La historia de los Newfies proviene de la provincia canadiense de Terranova, al igual que la de los Labs. Se cree que este enorme perro de trabajo desciende de los perros traídos a la zona por los exploradores europeos. Se cree que los Newfies evolucionaron a partir de los retrievers negros y del Gran Pirineo.

Criados como perros de trabajo a bordo de barcos, los Terranova ayudaban a los pescadores a recoger las redes de pesca para mostrarlas, a arrastrar carros y a rescatar a personas de morir ahogadas. Hoy en día, los Terranova son una de las razas más queridas por su personalidad amable y su carácter paciente. Todavía sirven como perros de rescate acuático.

DATOS INTERESANTES

En 1860, el Terranova hizo su primera exhibición oficial registrada en la exposición canina nacional de Birmingham, Inglaterra.

El AKC reconoció esta raza en el año 1886 y la registró como la raza número 32 del club.

Los Terranova son ideales para el rescate acuático debido a su complexión musculosa, sus patas palmeadas, su grueso pelaje de doble capa y sus habilidades para nadar.

Temperamento del Terranova

A pesar de estar bien adaptados como perros de trabajo, los Terranova también son compañeros cariñosos. Esta raza es amada por muchos por su gentil disposición. Además, son uno de los perros más grandes del mundo y pueden rescatar fácilmente a un hombre adulto de morir ahogado.

Los Terranova son famosos por su paciencia y vigilancia de los niños en el hogar. Por eso son una de nuestras principales razas de perros para niños. Estos «gigantes amables» son muy leales y fiables. Sin embargo, también son buenos con otros animales, aunque hay que adiestrarlos.

Una de las características más importantes del Terranova es su dulce temperamento. Esto incluso se ha señalado claramente en el estándar de la raza en Estados Unidos. Su carácter dulce también los ha convertido en el compañero canino ideal en el mundo de la terapia.   

3. Perro esquimal canadiense Perro esquimal canadiense

Destacados: Valiente, resistente y leal

El origen del perro esquimal canadiense se remonta a hace unos 4.000 años entre los esquimales (o inuits) de Groenlandia y Alaska. Su función principal era tirar de los trineos y cazar. También se utilizaban para acompañar a los exploradores durante las expediciones en los polos norte y sur.

El número de perros esquimales canadienses empezó a disminuir cuando se popularizaron las motos de nieve. Estuvieron a punto de extinguirse. Pero, afortunadamente, el CKC, la Fundación de Investigación del Perro Esquimal Canadiense y el Gobierno canadiense se unieron para revivir la raza.

En cuanto a su aspecto, el esquimal canadiense está construido pensando en la potencia y el atletismo. Además, tiene todos los rasgos de un perro spitz, como las orejas erectas y triangulares, el hocico afilado y la cola emplumada. Sin embargo, los machos son claramente más masculinos.

DATOS INTERESANTES

La historia cuenta que los inuits utilizaban la orina congelada del perro esquimal canadiense como uno de los ingredientes de su medicina. La piel de esta raza también era muy valiosa.

Debido a su lugar de origen, esta raza está muy adaptada al clima frío. Son propensos a la insolación cuando hace calor y, en invierno, prefieren dormir al aire libre.

Los perros esquimales canadienses son aparentemente poderosos. Deben mantenerse siempre en un área cerrada, ya que están obligados a correr si se les deja sueltos.

Temperamento del perro esquimal canadiense

Gracias a su trabajo y entorno originales, los perros esquimales canadienses están familiarizados con la presencia de personas y con formar parte de una manada de perros. Como tal, esta raza es cariñosa y gentil con los humanos y se vincula bien con los miembros de su manada canina.

Por otro lado, los perros esquimales canadienses son agresivos con los perros que no forman parte de su manada. Asimismo, hay que evitar que este perro se junte con mascotas pequeñas, como gatos y pájaros, ya que ven a estos animales como presas que deben devorar.

Con todo, esta raza de perro canadiense es una adorable mascota familiar, ya que es muy leal a su dueño y juguetón con los niños. Debido a su historial de trabajo, son muy enérgicos, por lo que requieren mucho ejercicio diario. Hay que tener paciencia a la hora de adiestrarlos, ya que tienen fama de ser bastante testarudos.

4. Nova Scotia Duck Tolling

Características principales: Extrovertido, alerta, deseoso de complacer

El Duck Tolling Retriever de Nueva Escocia tiene su origen en la comunidad acadiana de Little River, en el condado de Yarmouth, en Nueva Escocia, a principios del siglo XIX. Esta raza fue desarrollada para ser un recuperador de aves acuáticas actuando como señuelo.

Dado su nombre único e inusualmente largo, el Duck Tolling Retriever es, lo ha adivinado, principalmente un perro cobrador de patos. Son perros de caza relativamente pequeños, aunque son sorprendentemente ágiles y fuertes. Suelen lucir un pelaje característico que va del carmesí al dorado.

La inteligencia del Toller permitió su adiestramiento para emplear los métodos de caza del zorro. Hoy en día, son una raza versátil que puede desempeñar diferentes funciones en el campo. Según los historiadores, esta raza es una combinación de spaniels, retrievers, setters y collie de granja.

DATOS INTERESANTES

En 1980, el Toller obtuvo el reconocimiento nacional, y en 1995 fue declarado perro provincial de Nueva Escocia.

Esta raza fue conocida en su día como «Yarmouth Toller» y «Little River Duck Dog». Pero en 1945, tras su reconocimiento oficial por el Canadian Kennel Club como perro de raza pura, obtuvo su nombre actual.

El Duck Tolling Retriever de Nueva Escocia se desarrolló a partir del perro indio MicMac.

Temperamento del Duck Tolling Retriever

El Nova Scotia Duck Tolling Retriever es un perro con mucha energía. Por esta razón, los padres de mascotas deben ser conscientes del compromiso físico y mental que se requiere para mantener esta raza ocupada. Necesitan mucho ejercicio y atención; de lo contrario, pueden volverse destructivos.

El carácter afectuoso y extrovertido del Toller lo convierte en un gran compañero y en un animado perro de familia. Este pequeño retriever siempre está dispuesto a complacer y juega bien con los niños. Si tiene otras mascotas en casa, el Toller también se hará amigo de ellas y jugará con ellas. No son agresivos.

Los Tollers son adaptables y se ajustan fácilmente a nuevos entornos. Son fáciles de adiestrar, aunque puede que no acepten un trato duro. Más bien, hay que adiestrarlos con técnicas de adiestramiento en positivo. Como con cualquier otro perro, este adiestramiento, además de la socialización, debe iniciarse en los primeros años de cachorro.

5. Labrador Husky

Lo más destacado: Amigable, cariñoso y leal

A pesar de la creencia popular, el Labrador Husky no es un híbrido de Labrador Retriever y Husky. Aunque, podemos entender la confusión. El Labrador Husky es más bien un perro de tipo spitz que fue llevado a la región del Labrador por la tribu inuit de Thule en el año 1300. Sí, son así de antiguos.

Los huskies del Labrador se desarrollaron para tirar de trineos y cazar, por lo que los inuit los criaron con lobos para mejorar su resistencia y fuerza. Y aunque se parecen mucho a un lobo salvaje, son más pequeños que un malamute, un perro esquimal y un lobo.

Como el Labrador Husky se adaptó bien al frío o a los páramos aislados, siguió haciendo su trabajo con eficacia. Pero cuando aparecieron las motos de nieve, esta raza dejó de ser tan necesaria. Esto llevó a un cambio de carrera: para la búsqueda y el rescate o la detección de drogas.

DATOS INTERESANTES

El Labrador Husky tiene un pelaje denso de doble capa que se adapta bien al clima frío del Norte, donde vivía y trabajaba.

El nombre de esta raza sugiere un cruce entre un Labrador Retriever y un Husky siberiano, pero en realidad no es así.

El Labrador Husky se parece al lobo porque no ladra, sino que aúlla.

Temperamento del Labrador Husky

El Labrador Husky es un perro vivaz y enérgico. Pueden ser perros de familia decentes, pero necesitan un líder de manada fuerte. Estos perros de vida lobuna necesitan una jerarquía de manada, de lo contrario, tienden a expresar su descontento con gruñidos y mordiscos.

El labrador es un perro de alto mantenimiento. Requiere mucha atención de las personas, ejercicio físico intenso y frecuente, así como estimulación mental. No es un perro que se pueda dejar solo durante mucho tiempo. Pueden aburrirse y acabar teniendo un comportamiento destructivo.

Este perro es fuerte y leal, pero no necesariamente protector. No les importan los extraños y no suelen ser molestados por ellos. El Labrador Husky puede trabajar con otros perros, pero los dueños no deben tener otras mascotas pequeñas cerca debido a su instinto de presa.

6. Landseer

Lo más destacado: Generoso, inteligente y paciente

Como muchos otros perros canadienses, los Landseer son originarios de Terranova. Se cree que están estrechamente relacionados con el Terranova. Sin embargo, los Landseer son una raza distinta, ya que la cría selectiva de este perro se realizó en los Países Bajos, Suiza y Alemania.

La importación de Landseers desde Canadá se produjo en grandes cantidades durante el siglo XIX. Aunque la raza se mantuvo durante todas las guerras mundiales, se le dio oficialmente el nombre de Landseer Tipo Continental Europeo (ECT) mucho más tarde.

Como tal, el Landseer fue finalmente reconocido como una raza distinta por varios clubes caninos (aparte del AKC). Conocidos por su emblemático pelaje blanco y negro, se cree que los Landseer fueron criados a partir de perros de agua y pastores.

DATOS INTERESANTES

A pesar de su enorme tamaño, los Landseers son perros en gran medida sedentarios, aunque se requiere ejercicio diario para mantenerlos en forma y evitar la obesidad.

Un ejemplo famoso de Landseers es Nana, del guión original de Peter Pan. Se le encomendó la tarea de cuidar a los niños.

La primera camada de Landseers puros nació en Holanda en 1893.

Temperamento del Landseer

El Landseer es una raza gigante que constituye un gran perro de familia debido a su naturaleza tranquila, pacífica y cariñosa. Esta raza canadiense tiene casi siempre un temperamento uniforme y se relaciona bien con los miembros de la familia, incluidos los niños (aunque es necesaria la supervisión).

Le advertimos de que el Landseer babea y suelta mucha leche, así que si no se siente cómodo con ello, es mejor que se replantee esta raza. Aun así, el carácter amistoso de los Landseer es entrañable. Son tolerantes con otras mascotas y sólo adoptarán una posición de guardián si perciben peligro.

Los Landseer son inteligentes y fáciles de adiestrar. Responden muy bien a las órdenes firmes pero tranquilas, aunque pueden parecer especialmente lentos debido a su enorme tamaño. En general, los Landseer tienden a disfrutar de la compañía de su gente y de la interacción humana.   

7. Seppala siberiano

Características: Inteligente, cariñoso y dócil

Los perros de trineo siberianos de Seppala se remontan a los primeros años, lo que los convierte en una de las razas caninas canadienses más antiguas. Los perros de trineo siberianos del noreste fueron sus ancestros, y al renombrado conductor de perros Leonhard Seppala se le atribuye el desarrollo de esta raza.

Al igual que otros perros de trineo, el Seppala siberiano es fuerte, ágil y tiene una resistencia impresionante. Es lo que necesitaban para correr durante varios kilómetros seguidos. Son más voluminosos que un Husky pero más pequeños que el Alaskan Malamute. Ambos, son perros de trineo de renombre.

Durante mucho tiempo, el Seppala Siberian Sleddog y el Siberian Husky se consideraron la misma raza. Sin embargo, a finales de la década de 1990, las autoridades agrícolas canadienses lo reconocieron como una «raza en evolución» y posteriormente se convirtió en una raza canina distinta.

DATOS INTERESANTES

Al Seppala le gusta correr. Esto, sumado a su instinto de presa, hace que se lancen con facilidad a por los animales de caza menor.

Los perros de trineo siberianos de Seppala son perros del Ártico, por lo que no toleran el calor. Debido a esto, no se recomiendan para los propietarios que viven en países tropicales.

Togo fue el perro original de esta raza de perros de trineo.

Temperamento del perro de trineo de Seppala

El perro de trineo siberiano de Seppala fue desarrollado estrictamente como perro de trabajo que tira de los trineos a través de un clima frío y penetrante. Debido a la naturaleza de su trabajo, desarrollaron en ellos un instinto de manada. En otras palabras, un Seppala leal se lleva muy bien con otros perros y miembros de la familia.

El Seppala también es una gran mascota doméstica debido a su naturaleza suave y dócil. Con un buen adiestramiento, un Seppala considera al dueño su «líder de la manada». Por ello, los padres de esta raza deben ser firmes y constantes para mantener su autoridad.  

El Seppala es cariñoso con todos los miembros de la familia y siempre está dispuesto a guardarlos y protegerlos de las amenazas percibidas. Aunque rara vez son agresivos, los perros de trineo siberiano Seppala ladrarán para alertar al dueño de un peligro inminente o de posibles intrusos.

8. Perro Oso de Tahltan

Características principales: Valiente, cariñoso y amable

El Tahltan se originó en los territorios del noroeste del Pacífico de Canadá con los indios Tahltan. Son una raza primitiva desarrollada para la caza (por ejemplo, osos, grandes felinos, castores, etc.). Aunque son de pequeño tamaño, estos perros son tremendamente poderosos, valientes y fieros en manada.

Tenían todas las cualidades de un perro de caza de primera categoría. Por ejemplo, el Tahltan luce un pelaje doble con un tono principalmente negro, marrón o azul. Este pelaje especial les protegía mientras corrían valientemente por los bosques atestados para rastrear y perseguir la caza.

Por desgracia, los perros de oso tahltan se han extinguido como consecuencia de la introducción de otros perros de caza en las regiones del sur del Yukón y la Columbia Británica. El Canadian Kennel Club ya ha revocado su reconocimiento a los tahltanos y los ha declarado extinguidos.

DATOS INTERESANTES

Se cree que un programa de cría especializado ha ayudado a este perro a sobrevivir en pequeña medida hasta hoy.

Al ser tan pequeños en comparación con otras razas de perros de caza, los tahltanes eran llevados en bolsas por sus dueños.

Los Perros Oso de Tahltan también eran conocidos como Chien d’ ours de Tahltan o simplemente Tahltan.

Temperamento del perro oso de Tahltan

Una de las características más distintivas de los perros de Tahltan es el coraje y la valentía. A estos perros de caza no parecía importarles su tamaño. Rodeaban audazmente a animales mucho más grandes, como los osos pardos, y los confundían hasta que los cazadores se acercaban lo suficiente para atacar.

Cuando no estaba en el campo, esta raza también era amable y cariñosa con sus dueños, los indios tahltanes. A los perros también se les permitía vivir en las tiendas de la familia. Los perros oso tahltan también eran conocidos por ser amistosos y se relacionaban bien con otras mascotas.

Al ser cazadores en manada, los Perros Oso Tahltan disfrutaban de la compañía de otros perros. Por ello, se llevaban bien con otros miembros de la familia. Su naturaleza leal les permitía encajar sin problemas en cualquier hogar cariñoso y atento.

9. Perro indio de la liebre

Características principales: Amigable, leal y juguetón

La historia del perro indio liebre se remonta al siglo XVIII, cuando se desarrollaron tanto en Estados Unidos como en Canadá. Hay muchas teorías sobre su origen. Sin embargo, los investigadores que examinaron el ADN de los perros en 1984 confirmaron que se trataba de un híbrido de coyote, lobo y perros domesticados.

En cuanto a las apariencias, se parecían a sus padres salvajes y a las razas de la familia de los spitz. Siempre tendrán orejas puntiagudas con una base ancha, similares a las del perro esquimal canadiense. También pueden tener un hocico alargado.

Estos perros fueron criados como perros de caza, y su resistencia y adaptabilidad eran innegables. Pero cuando los métodos de caza cambiaron con la invención de las armas de fuego y las pistolas, los perros indios de liebre dejaron de ser necesarios, por lo que finalmente se extinguieron.

DATOS INTERESANTES

Los perros indios liebre eran grandes cazadores porque podían pasar días sin comer, eran rápidos y poseían patas anchas.

Esta raza también era conocida como perro de rastreo y perro del río Mackenzie.

Aparte de la caza, se cree que el perro indio de la liebre se utilizaba también como perro de trineo.

Temperamento del perro indio de la liebre

Basándose en su experiencia de trabajo (como la caza en manada), los perros indios de liebre tenían los instintos de manada tan arraigados que consideraban a sus dueños humanos como su «líder de manada». Mientras sus dueños se mantuvieran firmes y constantes, los perros le seguirían durante kilómetros en un viaje.

Los perros indios de liebre también eran leales y devotos. Eran amables con la gente y se llevaban bien con todo el mundo, incluidos los compañeros caninos. Su naturaleza cariñosa y juguetona no se parece a nada que se pueda esperar de una raza de perro «parcialmente salvaje».

Pero aunque sean amistosos, no son dóciles ni tranquilos. El Perro Indio de Liebre puede vivir en un entorno doméstico, pero seguirá teniendo tendencias de animal salvaje. No espere demasiados ladridos, sino que aullarán. Después de todo, es su forma de comunicarse.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *